CCVC - Consell de Col·legis de Veterinaris de Catalunya - AIAC
    Nota agradecimiento al trabajo de los veterinarios
07/04/2020 12:44:20
   
   

Agradecemos el trabajo a los veterinarios que intervienen en la cadena alimenticia y hacen posible que dispongamos de alimentos del origen animal con garantías sanitarias

  • Más de 10.000 veterinarios trabajan para mantener el abastecimiento y la seguridad alimenticia
  • El colectivo se ha ofrecido como voluntario al Departament de Salut i ha puesto parte de su material a su disposición

¿Te has planteado qué proceso recorren los alimentos para que lleguen a tu plato, y lo hagan con garantías sanitarias? Desde la granja hasta la mesa, los productos de origen animal trazan un trayecto supervisado por veterinarios.

 

Los veterinarios trabajan en las granjas y revisan los procedimientos de elaboración de los alimentos de los mataderos. Forman parte del Departament de Salut de la Generalitat de Catalunya, desde donde hacen auditorías sanitarias, actúan en caso de alerta alimentaria y realizan los controles sanitarios y las inspecciones en cocinas que preparan comida para colectivos como hospitales, residencias o escuelas.

 

Los encontramos en instalaciones acuícolas, en empresas distribuidoras de productos alimenticios, en los laboratorios de análisis y también, en el control aduanero, para todos aquellos alimentos importados o exportados.

 

Con estas responsabilidades los veterinarios son una parte esencial de la comunidad sanitaria mundial. El Consell de Col·legis Veterinaris de Catalunya (CCVC) y los cuatro Colegios Oficiales de Veterinarios agradecen esta tarea y la valoran. A pesar del estado de alarma, más de 10.000 veterinarios siguen trabajando.

 

La mayor parte de la población conoce el veterinario que trabaja en centros veterinarios de asistencia a las mascotas. Es menos conocido el veterinario que trabaja en la cadena alimentaria garantizando que los alimentos sean sanitariamente seguros y lleguen a toda la ciudadanía. “Hoy queremos aprovechar para valorar su trabajo y darles las gracias”, explica la presidenta del CCVC, Cori Escoda.

 

Las granjas no paran

Los veterinarios trabajan en las granjas porcinas, bovinas, avícolas, de ovino y caprino y cunícolas. Hemos hablado con el coordinador de la Asociación de Veterinarios de Porcino de Cataluña (AVPC), Joan Wennberg, para conocer la incidencia del “estado de alarma” en su trabajo cotidiano y nos comenta: “Seguimos trabajando en el trabajo propia del veterinario de campo, es decir, la visita a granja para atender a los animales en su conjunto y poder en caso de encontrar alguno o varios enfermos dispensar los medicamentos y los cuidados necesarios para que la cadena de abastecimiento siga activa”.

 

Otro veterinario de producción, este del sector vacuno, es Toni Margenat, clínico de vacas de leche. Él nos cuenta: «Las vacas se ordeñan cada día, no es un grifo que se puede abrir y cerrar a nuestro gusto. Por otra parte, si paramos ahora el trabajo que hacemos en reproducción, se notará al cabo de nueve meses. Además, las vacas se pueden poner enfermas cualquier día y las tenemos que atender”. Finalmente, remarca: “Eso sí, se han extremado las condiciones de higiene y de seguridad, sobre todo para prevenir contagios de COVID-19 entre trabajadores”.

 

También hemos hablado con un veterinario que trabaja en un matadero de pollos, en Carlos Ferrando, que observa: “En mi caso, noto que la demanda de producto ha aumentado, estamos trabajando más que antes de la epidemia”. Y aclara: “En primer lugar certificamos que los animales que llegan al matadero sean aptos para el sacrificio y, después, comprobamos que los productos sean aptos para el consumo, garantizando su seguridad sanitaria”.

 

Los veterinarios del Departament de Salut, en colaboración con Epidemiología

Los veterinarios del Departament de Salut visitan diferentes establecimientos: empresas, tiendas, supermercados, restaurantes y comedores colectivos y, con el objetivo de preservar la seguridad alimentaria y la salud pública, realizan inspecciones y auditorías para comprobar que los alimentos lleguen a los establecimientos en buen estado y se mantengan en buenas condiciones. Diferentes veterinarios que hemos consultado de Salut, nos informan: “Ahora con la declaración del estado de alarma, además de nuestro trabajo habitual, apoyamos otras áreas del Departamento de Salud, en concreto, el Servicio de Epidemiología”.

 

El Servicio de Epidemiología elabora, los protocolos de actuación y las encuestas epidemiológicas para el nuevo coronavirus y da las pautas de control para hacer frente a la enfermedad y para evitar el rápido contagio que ocasiona. “Nos sentimos satisfechos de ayudar”, apuntan desde Salut, y añaden: “La situación actual pone de relieve lo importante: la solidaridad y las ganas de ayudar que tenemos todos”.

 


Los veterinarios se ponen a disposición del Departament de Salut

Varios consultorios, clínicas y hospitales veterinarios han dado material sanitario al Departament de Salut. Guantes, batas, mascarillas, y también respiradores de quirófano se han puesto a disposición de Salut para ayudar a frenar el avance del coronavirus, prevenir contagios y engrosar la disponibilidad de aparamenta asistencial hospitalario.

 

Asimismo, desde el Consejo Colegios Veterinarios de Cataluña se ha coordinado y vehiculado a través de los cuatro Consell de Col·legis Veterinaris de Catalunya, una lista de profesionales dispuestos a colaborar en caso necesario con la sanidad catalana. En ella, figuran los profesionales veterinarios a los que el Departamento de Salud podría movilizar.